5 ideas para cocinar rápido que ni tu abuelita conoce

Ideas y Recetas para Cocinar Platillos Rápidos

Lo que la abuela te enseñó en la cocina ahora lo puedes hacer más rápido con estos trucos

La comida de la abuela es inigualable. Podrías decir que la dedicación que le pone a cada ingrediente es lo que la hace tan sabrosa, right? Pero hoy estamos en otra época, y aunque te encanta cocinarle a tu familia no puedes, o no quieres, pasarte horas en la cocina. Por eso te damos estas ideas para cocinar los platillos de la abuela de una forma más rápida e igual de rica. Hasta se los puedes enseñar a ella, ¿y… who knows? Podrían transformarse en la nueva tradición familiar.

1. Desmenuza el pollo rapidísimo… y ¡sin ensuciarte las manos!
Si bien tu abuelita quería aprovechar el tiempo que te toma desmenuzar un pollo entero para interrogarte sobre tu vida, mejor dile que le invitas un café después porque con este truco lo harás en segundos. Pon el pollo deshuesado y aún caliente dentro del bol de la batidora. Enciéndela a velocidad baja y comienza a desmenuzarlo. Ahora en menos de un minuto tendrás un pollo desmenuzado listo para hacer una Sopa de Tortilla con Verduras Asadas con el auténtico sabor de Knorr® Caldo de Tomate con Sabor de Pollo que tu abuelita te enseñó a usar y que no cambias por nada.

2. Cocina frijoles, supervision free style
Vacía los frijoles enteros y secos dentro de una olla de cocción lenta y cúbrelos con agua y otros condimentos como lo harías en una olla normal. ¿La ventaja? Que en cuanto prendes la slowcooker te puedes olvidar de tener que revisar la olla cada 10 minutos para saber si están listos. Déjalos cocinando toda la mañana y estarán listos para la hora de la comida o déjalos cocinando durante la noche a temperatura baja y amanecerás con frijoles de olla tan tiernos y deliciosos como los de la abuela. Ella pensará que estuviste meneando la olla por horas y horas.

3. Desgrana maíz sin que salgan volando algunos pedazos
Asombra a la abuela dándole otro uso al clásico molde para bundt cake que ella te heredó. Sostén el maíz de forma vertical en el centro del molde, lo cual no solo le dará equilibrio al maíz para que lo puedas desgranar fácilmente, sino que todos los granos caerán dentro del molde. ¡Voilá!  No más granos de maíz voladores en tu cocina.

4. Pela chiles… muy pero muy fácilmente
Cierto, los chiles asados y pelados a mano tienen un sabor único y sabroso. Pero prepararlos es un trabajo laborioso. Acorta el tiempo que pasas pelándolos. Ponlos dentro de una bolsa de plástico después de asarlos, ciérrala bien y déjalos reposar ahí por unos minutos. Esto hace que el chile “sude” y que la piel se desprenda fácilmente. Una vez que peles chiles así nunca volverás a hacerlo como antes. Ahora invita a tu abuelita a comer un Arroz Poblano al Gratin con el auténtico sabor de Knorr® Caldo con sabor de Pollo que tanto le gusta y la mayonesa Hellmann’s® o Best Foods® Light

5. Calienta las tortillas o tostadas en solo segundos (literal)
Calienta tortillas sin tener que esperar a que se caliente el comal. Whaaaaat??!  Sí, es posible. Coloca unas cuantas tortillas juntas en el microondas, enciéndelo por 30 segundos y listo. Saldrán tan calientes que tu abuela pensará que finalmente dominaste tu miedo a quemarte los dedos por voltear las tortillas en el comal, pero tú le puedes enseñar este truco. Y si lo que necesitas son unas tortillas para preparar Tostadas de Chipotle con Mango, hazlas en el microondas también. Solo dales un poco más de tiempo. Puedes intentar con 45 segundos de cada lado. Recuerda que cada microondas es diferente y el tiempo puede variar.

Ahora mira estos trucos para estar lista para una reunión familiar improvisada.

TOP