Reina por un día, en el Día de la Madre

Reina por un día, en el Día de la Madre

Ideas sencillas para consentirte y pasar un día relajada


Como buena mamá que eres, seguramente pones las necesidades de tu familia por encima de las tuyas durante los 365 días del año. Pero este Día de la Madre date un permiso para cuidarte primero a ti y premiarte por tu dedicación de tiempo completo. Aprovecha estas ideas para consentirte con cuatro regalos no materiales que te ayudarán a descansar en tu día y a sentirte bien contigo misma. Disfrutarás de un Día de la Madre relajado y te recargarás de energía para seguir ofreciéndole lo mejor a tu familia.


Anímate a pedir ayuda. En Estados Unidos el Día de la Madre se celebra en domingo, cuando normalmente toda la familia está en casa. Pídele a tus seres queridos, con antelación, que se encarguen de las tareas domésticas en esta fecha. Algo tan simple como que te preparen el desayuno, te ayudará a comenzar el día con una sonrisa.


Consiéntete con un tratamiento de belleza. Aprovecha este día para regalarte un tratamiento de belleza estilo spa en tu casa. Por ejemplo, puedes tomar un baño de tina que te ayude a relajarte y a olvidarte de los quehaceres diarios por un rato. Usa un jabón líquido para consentir e hidratar tu piel mientras te bañas. Después de tu baño recuerda humectar tu cutis con una crema como POND’S® Luminous Moisture™, que deja tu piel aún más radiante instantáneamente gracias a sus minerales luminosos.


Haz algo que te guste. Elige una actividad que disfrutes, sin importar lo simple que pueda ser. Leer un libro, rentar esa película que no pudiste ver en el cine o simplemente tomar una siesta, son buenas opciones si te ayudan a sentirte bien.


Comparte tu celebración. Dicen que los buenos momentos siempre son mejores si los compartimos. Por eso, reserva una parte del día para compartirlo con otras mamás de tu familia o amigas. Convivir con personas cercanas te hará sentirte contenta y querida en tu día.



Recuerda

Recuerda:

crear un lindo recuerdo de este día especial. Elige el lugar favorito de tu casa o vecindario y, a modo de tradición, tómate una foto con tus hijos en ese lugar cada año. Con el tiempo puedes hacer un álbum con estas fotos para tener siempre presente la alegría compartida en cada festejo del Día de la Madre. Comparte una de estas fotos en la página de Vivemejor.com en Facebook.

TOP